Consejos para los primeros días de jardín infantil

primeros días jardín infantil

Sin duda alguna, esos primeros días de jardín infantil es uno de los grandes desafíos al que se deben enfrentar los padres y madres, que regresan a sus trabajos u obligaciones y no pueden cuidar del pequeñ@ durante todo el día.

Dejar a tu bebé llorando o tratar de buscar la mejor forma de que no sufra tanto con la separación, genera angustia en muchos padres y madres, que sin saber qué hacer terminan sufriendo incluso más que sus propios hijos.

Y aunque no tenemos recetas perfectas, en el siguiente listado te mencionaremos los mejores tips y consejos para que ni tú ni tu bebé sufran con esta nueva etapa, hoy en día tan necesaria para el desarrollo social de los pequeños de la casa.

1. Utiliza elementos de transición: Si tu hijo/a tiene algún chupete, manta, peluche, muñeca o mamadera favorita, entonces llévaselo al jardín. De esta forma, el pequeñ@ asociará este elemento con su casa y se sentirá mucho más seguro, ya que le recordará los momentos con sus padres. No olvides informarle a las tías del jardín sobre la importancia de este juguete para tu bebé.

2. Despídete: Aunque sea doloroso al principio, evita irte del jardín a escondidas cuando el niño/a esté distraído o jugando con sus nuevos compañeros, porque cuando note tu ausencia no entenderá que lo hiciste por su bien y lo tomará como un abandono. Es mejor que te despidas y le expliques que la mamá vuelve más tarde, pero que las tías lo cuidarán mientras tú no estés. La comunicación es un factor fundamental en este proceso de separación.

3. Quédate un par de horas: Durante los primeros días de jardín infantil, te recomendamos quedarte con el pequeño/a un par de horas. Durante ese tiempo, podrás acompañarlo/a mientras realiza las actividades programadas por las educadoras de párvulo. De esa forma lo ayudarás a adaptarse a este nuevo entorno de una mejor forma.

4. Que lo lleve el padre: Muchas veces, los niños/as son mucho más apegados emocionalmente a sus madres. Si este es tu caso, te recomendamos que durante los primeros días de jardín sea el padre o algún otro familiar quien lleve al pequeño a clases. De esta forma evitarás llantos prolongados y una angustia innecesaria.

5. Comienza con jornadas cortas: Otra opción para evitar la angustia del bebé es comenzar con jornadas de jardín infantil de medio día. De esta forma, lo ayudarás a adaptarte al cambio poco a poco y podrás descubrir de mejor forma el momento en el que tu pequeño/a está listo para soportar más horas sin tu presencia.

6. Habla con tu hijo/a: Esta es la única forma de que entienda que no lo estás abandonando para siempre y sepa que volverás en un par de horas. Por eso, te recomendamos encontrar la mejor forma para explicarle con sus palabras, que la mamá solo va y vuelve, por ejemplo enseñándole que cuando las manecillas del reloj lleguen a tal número, tu estarás de vuelta.
Recuerda que cada niño/a es distinto, por eso obsérvalo y ayúdalo en esta transición. Al final de día, esta etapa solo traerá beneficios para ambos.

Te puede interesar