¿Guaguateca?  

guaguateca

Sí, así como para los amantes de la lectura, investigación y estudio existen bibliotecas, en Chile se ha creado una instancia similar, pero para los más pequeños de la casa.

En pleno corazón de Santiago se encuentra la primera Guaguateca de Chile, que busca no solo ser un mágico lugar para fomentar la lectura entre los más pequeños, sino entretener y acercarlos al mundo de la lectura, entre cientos y ciento de libros, en uno de los edificios de Matucana 151; Biblioteca de Santiago.

Gratuito y familiar es este espacio pensado para guaguas y niños, desde 0 a 4 años, que cuenta con servicios especiales para la primera infancia. La lógica de este submundo creado, radica en un espacio con texturas y colores, representando un bosque, en el que los niños tienen acceso a la lectura en diferentes formatos, ya que este bosque cuenta con tres grandes árboles, que son: el del arte, el de la música y el de la dramatización.

Sus comienzos

Si bien esto empezó en un pequeño espacio dentro de la sala infantil de la biblioteca, los mismos usuarios comenzaron a pedir una expansión, para la cual, se buscaron especialistas sin resultados, ya que no existen en Chile expertos en bibliotecas para guaguas; destacó Lorena Moya, encargada de la sección infantil de Elige Educar.

Fue así como comenzó a surgir y a trascender este proyecto, “como equipo nos lanzamos a investigar experiencias de otros países, sobre todo en cómo hacer animación lectora en la primera infancia. Investigamos incluso cuál era el mobiliario más adecuado para estos niños”, informó Lorena.

Por esta razón es que el equipo que conforma la Guaguateca es multidisciplinario, ya que cuenta con profesionales de distintas índoles; desde actores hasta historiadores del arte, y una asociación con alumnos de diseño de la Universidad Diego Portales, pudiendo por fin a fines de 2014 inaugurar este creativo y novedoso lugar de aprendizaje.

Funcionamiento

Este nuevo mundo para las guaguas, está supervisado todo el día por especialistas que guían a los padres y madres en esta nueva, útil y entretenida experiencia, ya que estos, les recomiendan libros específicos para la edad de cada guagua o niño, explicando y haciéndoles una guía completa y detallada por el lugar, para que  padres e hijos puedan experimentar a plenitud su estadía, puesto que no es una guardería o sala cuna, sino una instancia para que los más pequeños aprendan de la mano de sus padres.

“Creemos que la lectura es mucho más compleja que un simple texto. Tiene que ver con cómo entendemos el mundo, por ende se vincula con la sensorialidad y la inteligencia múltiple. Todas las personas asimilamos el mundo de diferentes formas. Algunos lo hacen más con la música, otros con el tacto o la pintura. En los bebés esto es mucho más notorio. La guaguateca pretende crear los cimientos para que esos niños se conviertan en futuros lectores. Esta es una forma muy potente de disminuir las brechas sociales”, aseguró Moya.

Actualmente

 Hoy, las visitas son cada vez más y según las estadísticas sacadas por la misma Biblioteca de Santiago, cuna de la Guaguateca, las visitas ascienden a trescientas diarias y alrededor de siete mil doscientos al mes.  Y su horario de atención es de martes a viernes de 11:00 a 17:30 horas, y sábado y domingo de 11:00 a 16:30 horas.